Foto Rene Reyes 2

RENÉ REYES: “PARA CONSERVAR LOS BOSQUES CHILENOS TENEMOS QUE ENTENDER MEJOR A SUS PROPIETARIOS”

1 Posteado por - 9 junio, 2017 - Ciencia Migrante

Perfiles de Investigadores Chilenos en el Extranjero. Colaboración de RECH, Redes Chilenas:

Los bosques nativos de Chile tienen especies de flora y fauna que son únicas en el mundReCho, como el alerce, el monito del monte y el pudú, razón por la cual su conservación es una prioridad. Nuestros bosques han sido fuertemente alterados por actividades humanas. Se estima que en torno a la mitad de su superficie original se perdió como consecuencia de los incendios, la habilitación de terrenos agrícolas y ganaderos, y durante las últimas décadas, el establecimiento de plantaciones de pinos y eucaliptus.

El 70% del bosque nativo está en manos privadas (el resto está en terrenos fiscales, parques nacionales, etc.), por tanto el destino del bosque depende estrechamente de las decisiones que toman sus propietarios o usufructuarios. En Chile, existe un escaso conocimiento sobre los factores que inciden sobre esas decisiones. Factores como el contexto social, los mercados (demanda de bienes y servicios, y de mano de obra), así como también características propias de los propietarios del bosque, como su nivel educacional, percepción de incertidumbre, etc., pueden estar determinando distintos comportamientos.

Mi investigación está orientada a conocer como se relacionan todos estos factores, y el impacto que tienen en las decisiones relativas al uso del bosque.

Uno de los temas que estoy analizando es si existe una relación causa-efecto entre la producción de leña y el deterioro de los bosques, tal como se ha planteado en múltiples publicaciones. Como resultado, puedo mencionar que la decisión de producir leña depende estrechamente de la importancia que tienen los ingresos generados fuera del predio (salarios, pensiones, subsidios, etc.). Cuando estos ingresos aumentan, la probabilidad de transformar el bosque en leña disminuye considerablemente.

IMAGEN 17

Para ilustrar mejor el tema planteo dos ejemplos. Durante el boom de la minería en el norte del país miles de personas, muchos de ellos propietarios o usufructuarios de predios con bosque nativo, se fueron a trabajar al norte. Los ingresos que generaron (ingresos fuera del predio) evitaron la corta de miles árboles, que de otra forma hubiesen terminados transformados en leña. Un impacto similar está teniendo la Pensión Básica Solidaria, creada en 2008, y que entrega una cantidad de dinero a personas que nunca cotizaron (en torno a los 100 mil pesos mensuales).

Dado que los ingresos extra-prediales fluctúan a través del tiempo, hay periodos en que las personas deciden producir leña y otros en que no. Estas fluctuaciones generarían periodos “de descanso” en los que el bosque puede crecer y regenerar, lo cual es muy importante para su conservación. Si bien, hay algunos factores que aumentan la probabilidad de que exista una relación causa-efecto entre producción leña y deterioro de bosques (tenencia informal de la tierra, baja escolaridad, etc.), en la mayor parte de los casos eso no ocurre. En general, la gente produce leña como consecuencia de otros procesos sociales, lo que reduce significativamente dicha posibilidad.

2007-01-01 01.00.00-31